Drama Música Cine Arte Fotografía

Drama Música Cine Arte Fotografía
Rayo Verde Radio Rayo Verde Página Rayo Verde Blog

25 ene. 2015

LA BESTIA RUBIA. Con texto de Andrés Gallina, Dirección de Tatiana Santana y actuación de Nelson Rueda. En el Teatro del Pueblo.



LA BESTIA RUBIA

Texto: Andrés Gallina

Dirección: Tatiana Santana

Actuación: Nelson Rueda




REESTRENO: LUNES 2 DE FEBRERO A LAS 20.30 HS. EN EL TEATRO DEL PUEBLO

ESTA OBRA FUE DECLARADA DE INTERÉS CULTURAL

Al finalizar la función, se realizará a la entrega del diploma de Declaración de Interés Cultural a la obra La bestia rubia por la Legislatura de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires a raíz de un proyecto impulsado por el diputado del Frente Progresista y Popular, Fernando Muñoz.







Retrato apasionado del Padre Mugica,

entre el monólogo, el documental, la música y el movimiento.



Elenco: Nelson Rueda, Laura Figueiras, Pedro Frías, Gabriel Del Río y Melisa Noe Pereyra



Escenografía y vestuario: Jorge Ferrari

Coreografía y movimiento en escena: Mecha Fernández

Música original, dirección y arreglos vocales: Rony Keselman

Iluminación: Fernando Berreta

Sonidista: José Poty Frías

Fotografía: Agustina Luzniak y Sandra Cartasso

Pinturas: Adriana Maestri

Asistente de dirección: Lalo Moro

Asistente de escenografía y vestuario: Luciana Uzal

Asistente de iluminación: Nadia Strier

Asistente de producción: Lucía Asurey

Producción ejecutiva: Rosalía Celentano

Prensa: Carolina Alfonso

Autor: Andrés Gallina

Dirección: Tatiana Santana

Duración: 50 minutos



Contacto: labestiarubiateatro@gmail.com



REESTRENO: LUNES 2 DE FEBRERO A LA 20.30 HS.

FUNCIONES: LUNES 20.30 HS.

TEATRO DEL PUEBLO
Roque Sáenz Peña 943


​ Reservas en http://www.alternativateatral.com/obra30403-la-bestia-rubia o llamando al 4326-3606

Entradas: $ 130 y $ 80 (descuentos a jubilados y estudiantes)



El entrenamiento del espíritu. El pasaje de Recoleta a Retiro. La renuncia al amor. El viaje a Puerta de Hierro en auto para visitar a Perón, como en una road movie. Discursos políticos por televisión. Pesadillas de insomne. Bombas en la casa. Fútbol en la villa. La lucha continua del peleador divino. La muerte cortándole la voz.

Una obra no sobre Mugica sino sobre todo lo que nos conmueve Mugica; una mirada ya no de los hechos sino de aquello que nos vuelve sensibles a los hechos. Fragmentos oníricos y febriles de la vida del cura rubio. Retrato apasionado de la bestia, entre el monólogo, el documental, la música y el movimiento.

Homenaje a una voz que fue silenciada y hoy, cuarenta años después, nos sigue hablando.


En 2014, esta obra realizó funciones de jueves a domingos en El Cultural San Martín desde el 17 de agosto al 21 de septiembre, con entradas agotadas y elogios de la prensa y del público (ver críticas abajo). Asimismo, realizó una función con entrada gratuita en la Villa 31 el 22 de noviembre en el marco de la lucha por la urbanización y dentro del abordaje interministerial del Estado Nacional que articula con referentes y organizaciones del barrio organizada por el Ministerio de Cultura de la Nación.

El choque entre lo real y lo ficcional

La bestia rubia, la obra que narra la vida del padre Mugica, se presentó en pleno corazón de la villa 31 bis, en donde el cura tenía su parroquia y en donde está su cuerpo.

Nota de Alejandro Cruz en diario La Nación

http://www.lanacion.com.ar/1746402-el-choque-entre-lo-real-y-lo-ficcional



El padre Mugica volvió a la Villa 31

"La bestia rubia", la obra que recrea la vida del cura asesinado, tuvo una función especial en ese lugar.

Nota de Sandra Commisso en diario Clarín

http://www.clarin.com/extrashow/Padre_Carlos_Mugica-Nelson_Rueda-Villa_31-La_bestia_rubia-Andres_Gallina-Tatiana_Santana_0_1266473368.html



Esta obra fue declarada de interés cultural.



Nelson Rueda está nominado como mejor actor protagónico 2014 para los premios María Guerrero y Florencio Sánchez y Andrés Gallina como revelación para los premios Florencio Sánchez.



Entre los balances del año 2014, Luis Mazas y Jorge Montiel destacaron el trabajo como actor de Nelson Rueda en las revista Veintitrés y Noticias y los críticos Carlos Pacheco en el diario La Nación destaca la obra entre las mejores diez del año, del mismo modo que Mónica Berman subraya este trabajo en su blog Máquina de Escribir.

http://www.veintitres.com/article/details/21070/otra-generacion-viene-llegando

https://www.facebook.com/photo.php?fbid=10152927270332855&set=a.436388507854.217001.792772854&type=1&theater

http://www.lanacion.com.ar/1755783-un-largo-tiempo-de-transicion

http://amonicaberman.blogspot.com.ar/2014/12/balance-personal-de-las-artes-escenicas.html





DIJO LA PRENSA EN 2014:



MUY BUENA. Notable homenaje al padre Mugica.

Es un retrato intenso, que escapa al racconto estrictamente biográfico para instalarse en un juego creativo y en el que el destacado dramaturgo Andrés Gallina parecería dialogar con el desaparecido sacerdote Carlos Mugica. La directora Tatiana Santana construye una propuesta muy rigurosa, también. Profundiza cada situación de la pieza, creando mundos muy atractivos que exponen al protagonista en su verdadera condición. En la piel del padre Mugica está Nelson Rueda, que va a fondo en la construcción del personaje. Su labor no es sencilla. Debe transitar por muy diferentes estados y la estructura de la pieza no posee una continuidad de situaciones que le posibilite ir siguiendo un recorrido natural. Por el contrario, van asomando fragmentos de vida y también hechos que la fantasía del autor deja escapar con mucha belleza. El intérprete se adapta a cada instante con rigor. Y logra poner en valor, con mucha energía, a ese ser que, de su mano, adquiere una transparencia notable. Los cuatro jóvenes que lo acompañan en escena (Gabriel del Río, Laura Figueiras, Melisa Noé Pereyra López, Pedro Frías) resultan el complemento ideal para esclarecer, intensificar o reafirmar muchos de los valores del personaje. La bestia rubia es una experiencia potente, un homenaje sencillo, impregnado de una gran ternura.

Carlos Pacheco, diario La Nación

http://www.lanacion.com.ar/1721216-notable-homenaje-al-padre-mugica



MUY BUENA. Cuando llegue la luz.

Andrés Gallina ensaya un poderoso monólogo celebratorio y confesional que reencuentra al sacerdote y al hombre a 40 años de su asesinato. Lo hace sobre documentación y testimonios válidos y produce un espectáculo pregnado de pasión y unción admirativa. Rodea a Mugica con una síntesis de referencias necesarias para pintar la época y tensiones que lo contienen y justifican. Deja a los espectadores –uno de sus aciertos– completar el cuadro de tristes sucesos que rodearon al cura villero, con la memoria propia histórica y vivencial. Resuelve el planteo expositivo en el tiempo teatral exacto para que su dramaturgia reinstale en escena la poderosa imagen, en complicidad con la eficaz, económica puesta de Tatiana Santana (Cachafaz de Copi). Ambos redondean esta visión de cámara, pautada con música y movimiento coreográfico; el energético sentido del ritmo interno que le imprime Mecha Fernández. Mugica debe encarnar en un actor con posible semejanza física y similar impronta emocional. Nelson Rueda encuentra el personaje a su medida en el padre Mugica. Y el cura encuentra su representación exacta en la vibrante creación de Rueda. Lo secunda un excelente pequeño grupo de jóvenes de profunda convicción y buena formación teatral. Imperdible.

Luis Mazas, revista Veintitrés

http://veintitres.infonews.com/nota-32394-zonaroja-Cuando-llegue-la-luz.html



Un homenaje musical. “La bestia rubia” rinde homenaje al sacerdote, al cumplirse 40 años de su muerte, en la piel del actor Nelson Rueda, quien replica de manera cabal, la mezcla de pasión y misticismo del párroco. La puesta en escena de Tatiana Santana, las coreografías de Mecha Fernández, la música de Rony Keselman y un solvente elenco de actores, cantantes y bailarines dan vitalidad al texto.

Jorge Montiel, revista Noticias, Perfil



Formidable actuación de Nelson Rueda que consigue plasmar con amor, comprensión y su sangre toda, la compleja y ejemplar conducta de Carlos Mugica un sacerdote que entendió la doctrina de Cristo, y la puso en práctica como un miembro más de la causa por los desposeídos y pagó con la vida su apasionado compromiso.

Nora Lafon, Mónica y César, Radio del Plata



Intenso y sobrio homenaje teatral al padre Mugica.

…Ahora el cura llegó al teatro con una puesta de Tatiana Santana donde su figura, su lucha y su premonición -más de una vez se anticipó a su asesinato- renacen con un homenaje breve, conciso y emotivo. El ámbito despojado se apoya sólo en chapas con el aerosol de Perón Vence y en un muy oportuno subrayado musical de Rony Keselman para armar un espectáculo coral donde el protagonista es el eje y un grupo de actores jóvenes el remolino que supo suscitar. Es notable la aproximación de Nelson Rueda a la figura de Mugica, donde el parecido físico es apenas un detalle en comparación con su entrega interior. El armado funciona en lo coreográfico y es cauto en la duración -50 minutos-, todo lo demás es teatro del bueno.

Rómulo Berruti, Plumas, bikinis y tango, radio La 2x4



Llega al teatro el Padre Mugica con su fe, sus contradicciones y su militancia. Bello texto de Andrés Gallina, monólogo coreado que recrea momentos claves de su vida. Notable trabajo de Nelson Rueda, acompañado por un entusiasta elenco, con buena dirección y coreografía. De visión imprescindible para jóvenes estudiantes que quieran conocer a un ícono moderno de nuestra historia.

Jorge Lafauci, Todo por hacer, Radio 10



Concentrada y vibrante semblanza sobre la vida, pasión y muerte de Carlos Mugica, un sacerdote fuera de serie. Dinámica puesta en escena y gran entrega actoral de Nelson Rueda. Para recomendar.

Carlos Abeijón, El explorador cultural AM Splendid



La bestia rubia es una obra magnífica, con actuaciones ajustadas y un tempo musical que acompaña sin sobrecarga los distintos aspectos de la vida y los dilemas del Padre Mugica. Es una cabal representación de los momentos que fueron marcando y forjando una personalidad comprometida con su tiempo y su pueblo. Muy recomendable.

Luisa Valmaggia, programa Atando cabos, Radio Cooperativa, AM 770



Era un verdadero desafío pretender recrear un personaje tan cercano en el tiempo y tan asociado a una visión todavía polémica de la historia local. Pero el cura Mugica quedó a salvo del estereotipo gracias a una escritura que valoriza su humanidad por encima de su heroísmo, y es ahí donde el personaje alcanza estatura trágica. En Andrés Gallina el teatro argentino tiene ya no sólo un dramaturgo de fuste sino un poeta de la escena. Y hay que decirlo, Gallina supo y pudo rodearse de un equipo a la altura de su texto, porque Tatiana Santana es una directora de un rigor, una exactitud y a la vez un vuelo inusuales. El desafío de usar los recursos del musical no es menor y no sólo lo sortearon con éxito sino que lo convirtieron en un lenguaje necesario, que sumó sentido y potencia al discurso dramático. Es que no hay concesiones al lugar común tampoco en la coreografía de Mecha Fernández ni en la música de Rony Keselman; nada está porque sí ni resulta meramente ornamental, todo significa, incluyendo el physique du rôle del protagonista Nelson Rueda, pero también el de los cuatro chicos del coro en quienes toman cuerpo el pueblo, los represores y hasta el asesino. La bestia rubia es una pequeña joyita teatral que merece verse.
Olga Cosentino



Bello espectáculo con toda una impronta poética que no es abandonada en ningún momento. Una poesía que parte del texto y continúa con el tratamiento de la dirección y la coreografía. Y la escenografía y las luces contribuyen a que ese hecho poético termine siendo un algo compacto que uno recibe con mucho agrado. Hay una hermosa entrega por parte de todos los actores, es un trabajo muy noble. Se agradece.

Héctor Giovine



Excelente todo, el libro, la dirección, la música, la coreo, me gustó especialmente que casi no hay baile, sino movimiento y acrobacia, muy adecuado para la pieza, las actuaciones, con tanta entrega, me pareció ver una tragedia con su protagonista y el coro.

Beatriz Seibel



El responsable de la palabra, Andrés Gallina, elige que La bestia rubia esté más cerca de la poesía que de la narración o la literatura dramática. La construcción del personaje es inteligente y amorosa, lejos del mito y de la postura heroica, aparece en escena un hombre. Con pliegues, con dobleces, con dudas, con contradicciones. Y frente a nosotros, espectadores, toma sus decisiones, comparte con nosotros lo que elige….La palabra, además, se libra de contar una serie de cuestiones obvias para devenir en construcción poética que interpela ¿a quién? La bellísima música de Rony Keselman, las creativas coreografías de Mecha Fernández, la dramaturgia afilada y en equilibrio de Andrés Gallina, la inteligente dirección de Tatiana Santana y la actuación conmovedora, potente, plena de ternura- así, sin solución de continuidad- de Nelson Rueda, convierten a esta propuesta en un imperdible del teatro porteño.

Mónica Berman, Máquina de Escribir

http://amonicaberman.blogspot.com.ar/2014/09/la-bestia-rubia.html



La bestia rubia es un retrato apasionado del Padre Mugica. La necesidad urgente de expresarlo en primera persona. Es movimiento arrebatado en un monólogo escrito por el dramaturgo Andrés Gallina, que la directora Tatiana Santana (Cachafaz) supo mixturar con diferentes lenguajes que combinan poesía, movimiento, música, y danza. La encarnación de Mugica, llevada adelante por Nelson Rueda, se impone con la misma sensibilidad. En su cuerpo y expresión es donde la obra se comunica y expresa, en fragmentos estallados de la vida del cura rubio. El espectáculo es una bioplay fracturada que interviene poéticamente una vida para homenajearla, en un planteo estético audaz donde los diferentes lenguajes se yuxtaponen y colisionan. El conjunto conforma un espectáculo que vale la pena ir a ver.

William Notix, Farsamag

http://farsamag.com.ar/la-bestia-rubia/



Comedia musical, teatro musical, dramaturgia con canciones y movimientos coreográficos: cualquier intento de encasillar esta propuesta única y diferente quedaría acotado. Este homenaje al Padre Mugica, el cura militante, es eso y mucho más. (…) Nelson Rueda parece haber esperado esta bestia rubia mucho tiempo para hacerla suya, dotándola de matices, de dureza, de ternura, de contradicciones de vida y de muerte. Su Mugica es ideológico, en el sentido de transmutar una visión del mundo. Lo acompañan muy bien cuatro actores bailarines. Una propuesta única y luminosa, que nos deja con la sensación de haber cruzado caminos con el padre Mugica.

Ximena Biosca, Apuntes en bambalinas

http://apuntesenbambalinas.blogspot.com.ar/2014/09/la-bestia-rubia.html?spref=fb



La bestia rubia: una obra excelente sobre la esencia más pura del Padre Mugica

La bestia rubia es sentimiento, es pasión, es fe, es lucha interna y externa, es vivencia es el padre Mugica en su esencia más pura. La bestia rubia nos muestra, en una impecable mezcla de actuación, bailes y expresión corporal, en prosa y en canciones, la más sublime y lo más humano de un personaje que todavía hoy sigue vivo en el corazón de muchísimas gente. (…) “La Bestia Rubia” es no solo conocer más a fondo al Padre Mugica, es emocionarse y sentirlo como si cada espectador fuéramos uno de ellos. No se la pierda.

Daniel Garabal, Clave Noticias

http://www.clavenoticias.com.ar/spip.php?article25161



Una puesta inteligente sobre algo más que una vida; si las cosas se definen por lo que son y lo que no son, esta obra, afortunadamente, no es un biodrama ni una biografía clásica. La puesta pone los calientes años 70, militantes, libertarios, fogosos, por la obra de miles de personas y luchadores. Las pasiones de Mugica están expuestas; a través del canto, de pequeños e intensos pasos de baile está el fútbol, la política, Jesús, el compañerismo, la villa, los amores. Nelson Rueda vibra como Mugica. Le imprime un sello humanamente teatral. Todo al servicio de una historia que si bien habla de un sacerdote luchador, también relata el compromiso colectivo. Todo el elenco cuenta a la par, bajo la batuta de Tatiana Santana.

Rafa Tano, revista Ni un paso atrás, Tiempo Argentino



Por momentos monólogo, cuento, mito, realidad, película de acción, transmisión de un partido de fútbol, La bestia rubia es visceral, cruda, avasallante, colosal. Sin anestesia, sin redes, la obra deglute al público y viceversa.

Chapeau Argentina



Una coreografía y un coro acompañan a Nelson Rueda el protagonista de esta historia, excelente interpretación que se nos hace piel…

Un texto rico de Andrés Gallina y una muy buena dirección de Tatiana Santana

Liliana Atemian, La Hora de la Nada



Homenaje al cura de los pobres

Con una puesta vertiginosa, que combina actuación, danza y canto, la pieza teatral montada en El Cultural San Martín pone en escena algunos de los pasajes más significativos de la historia del sacerdote y militante.

Nota de Candela Gómez Diez, diario Página 12

http://m.pagina12.com.ar/diario/suplementos/espectaculos/10-33280-2014-09-07.html



Hacer del Padre Mugica, como el sueño del pibe...

La obra “La bestia rubia” homenajea al famoso cura, dueño de una vida apasionada. Destacada labor de Nelson Rueda.

Nota de Javier Firpo, diario La Razón

http://www.larazon.com.ar/show/Hacer-Padre-Mugica-sueno-pibe_0_602400075.html



El padre Mugica y el amor en su máxima dimensión

Nelson Rueda es el protagonista de la obra sobre el sacerdote argentino que se estrena en el Cultural San Martín.

Nota de Laura Ventura, diario La Nación

http://www.lanacion.com.ar/1719023-el-padre-mugica-y-el-amor-en-su-maxima-dimension



Una vida entre el cielo y la tierra

Por primera vez una obra de teatro aborda la vida del cura Carlos Mugica, interpretado por Nelson Rueda.

Nota de Sandra Commisso en diario Clarín

https://www.facebook.com/photo.php?fbid=10152643637182855&set=a.436388507854.217001.792772854&type=1&theater



Carlos Mugica: solidaridad y fútbol

Nelson Rueda hace el papel del llamado “cura de los pobres” en la pieza La bestia rubia.

Nota de Juan Carlos Fontana en diario La Prensa

https://www.facebook.com/photo.php?fbid=10152641254262855&set=a.436388507854.217001.792772854&type=1&theater



Dos miradas sobre los años ’70.

El padre Mugica y el robo al Banade. La película Seré millones y la obra de teatro La bestia rubia recorren, cada una con sus recursos narrativos y estéticas, hechos y personajes centrales de una época en donde el heroísmo y la ingenuidad podrían ir de la mano.

Nota de Raúl Argemí en Miradas al Sur

http://sur.infonews.com/notas/dos-miradas-sobre-los-anos-%E2%80%9970



Siempre me interesó la vida de Mugica.

El actor Nelson Rueda personifica al sacerdote tercermundista en la obra La bestia rubia. Una admiración llevada a las tablas.

Nota de Jorge Belauzarán, Tiempo Argentino.

http://tiempo.infonews.com/nota/132295/siempre-me-intereso-la-vida-de-mugica



La sola idea de llevar a escena un personaje como el Padre Carlos Mugica presenta, desde el vamos, algunas incógnitas: ¿cómo abordar su historia sin caer en el documentalismo? ¿Bajo qué mirada hacer llegar su impronta? ¿Cómo evitar la bajada de línea edificante o detractora? El equipo detrás de La bestia rubia decidió hacerlo desde la miscelánea, a través de un texto y una puesta que se mueven con fuerza, sin dejar espacio para la pausa ni el cuestionamiento, al menos durante los 50 minutos que dura la pieza. Andrés Gallina, dramaturgo a cargo de plantar las bases de la misma, nos abrió las puertas de su cocina para que podamos conocer algo de lo que fue el proceso de creación de la obra que hoy puede verse en el Cultural San Martín.

Entrevista a Andrés Gallina por Ariana Perez Artaso en Revista Lucarna

http://revistalucarna.blogspot.com.ar/2014/09/la-bestia-rubia-de-andres-gallina.html



“Es el proyecto en el que más amor he puesto”

Nelson Rueda escribe en la sección Hoy opina de la revisa Gay Tips sobre su trabajo en La bestia rubia.

http://www.gaytipsrevista.com.ar/secciones/notas.php?seccion=19&nota=79





Andrés Gallina (Autor)

Nació en Miramar, Provincia de Buenos Aires, en 1983. Egresado de la carrera de Letras por la Universidad Nacional de Mar del Plata. Actualmente, finaliza su Maestría en Dramaturgia en la Universidad Nacional del Arte. Becario del CONICET, realiza su Doctorado en la Universidad de Buenos Aires, bajo la dirección de Jorge Dubatti. Investigador teatral del AICA (Departamento de Arte del CCC). Realizó los estudios críticos de las obras de Mariano Pensotti (Colihue, 2012) y Santiago Loza (Biblos, 2014). Publicó las plaquetas de poesía:Adela (2004, Editorial Dársena 3) y Antología breve de poetas breves (2005, Estanislao Balder). Su texto, La última película de Paul Ellis, fue estrenado por Tatiana Santana en el Festival El Porvenir (2013) e integra el libro OFF. Novísima dramaturgia argentina (Interzona, 2013, Comp. Ricardo Dubatti). En 2014, fue seleccionado para participar de la Residencia Internacional de Dramaturgia Labra, coordinada por Sergi Belbel, en Atlántida, Uruguay. Fue nominado como revelación a los premios Florencio Sánchez por La bestia rubia. Es autor de los textos teatrales: Aguaviva y Yeguamadre.





Tatiana Santana (Directora)

Estudia actuación desde 1992, año en el que comenzó con Ana María Campoy. Su principal formación, la recibió en Andamio 90 de la mano de docentes como Luciano Suardi y Claudio Tolcachir, entre otros. Luego, participó de seminarios dictados por Juan Carlos Gené, Ricardo Bartís y Cristina Banegas.

Es egresada de la Carrera de Dirección y Puesta en Escena de la Escuela Metropolitana de Arte Dramático (EMAD). Al finalizar la carrera, obtuvo la Beca Podestá por el mejor promedio que le permitió trabajar en el teatro oficial de la Ciudad de Buenos Aires, el Complejo Teatral de Buenos Aires como asistente artística de José María Paolantonio.

En 2012 participó de las Pasantías para jóvenes directores organizadas por el Complejo Teatral de Buenos Aires.

Con respecto al ámbito académico, es egresada del Colegio Nacional de Buenos Aires y, cursó materias de la Licenciatura en Artes de la Universidad de Buenos Aires. Se desempeña como ayudante de cátedra de Andrés Bazzalo en la EMAD y dirige la Residencia 2014 de la Escuela Pedro Escudero de Morón.

Actuó, dirigió y fue asistente de dirección en varias producciones teatrales. Participó de festivales nacionales e internacionales.

Su espectáculo, Cachafaz, obtuvo 4 Premios Hugo, entre ellos, Mejor musical Off y Mejor dirección de musical Off. También fue nominado a los Premios ACE, Teatro del Mundo, Florencio Sánchez y Mundo T. Fue galardonada como Revelación por los Premios María Guerrero y por los Premios Trinidad Guevara.

En 2014, participó del ciclo Nuestro Teatro presentando Levantar Fierro, de Andrés Binetti y Mariano Saba en el Teatro Picadero; estrenó Mascarones de Proa, de C. Merelli en el Ciclo Autoras Argentinas del Teatro Cervantes y La bestia rubia, de Andrés Gallina en El Cultural San Martín.





Nelson Rueda (Actor)

Nació en 1974. Es egresado de la EMAD y estudió con docentes como Julio Chávez y Alejandro Catalán, entre otros.

Trabajó en cuatro oportunidades en el Complejo Teatral de Buenos Aires: en 2014, en El principio de Arquímedes, dirigido por Corina Fiorillo; en 2011, en El especulador, dirigido por Francisco Javier; en 2009 en Titulares, dirigido por José María Paolantonio y, en 2006, en El perro del hortelano, dirigido por Daniel Suarez Marzal.

En 2013 trabajó en Camila, el musical, en el Teatro Lola Membrives y en 2014, en El principio de Arquímedes en el Centro Cultural Konex, obra que está en cartel en 2015 en el teatro Apolo de jueves a domingos.

En teatro independiente participó de muchas obras entre las que se destacan:Desdichado deleite del destino y Kalvkott, carne de ternera, dirigidas por Corina Fiorillo. Recibió nominaciones a los premios ACE como Mejor actor en teatro alternativo por ambos espectáculos.





Rony Keselman (Músico)

Desplegó sus conocimientos artísticos en los principales teatros de Buenos Aires y del interior del país. Participó con sus obras y dictando talleres específicos en Festivales Internacionales y también la televisión requirió de sus servicios.

Obtuvo premios y nominaciones como compositor, autor y director, en el ámbito teatral.
Como docente dicta regularmente clases en la Facultad de Diseño y Comunicación de la Universidad de Palermo desde el año 2002. En su actividad en la misma publicó: El aula como puesta en escena (2004, La construcción de un puente (2005) y Evaluación de aprendizajes (2005), El grado cero de la creatividad (2006).

También se desempeña como docente en la Escuela de Danza Contemporánea Siglo XXI de Oscar Araiz y en la Academia de Canto de Sebastián Mellino.

Realizó estudios en el Postgrado en Dirección y Puesta en escena de la Escuela Nacional de Arte Dramático de Buenos Aires; en el Conservatorio Beethoven, Collegium Musicum y Conservatorio Municipal de Música Manuel de Falla. Participó de seminarios varios en Madrid, España. Asistió a seminarios de: Dramaturgia de emergencia con Mauricio Kartun; Dramaturgia infantil con Suzanne Lebeau (Canadá); Dirección y puesta en escena con Roberto Villanueva y Análisis de texto y semiótica teatral con Alicia Aisemberg.

Entre sus premios y nominaciones se encuentran: premio ACE, mejor música original por El principio de Arquímedes; el premio Hugo como Mejor música original por Cachafaz; premio Teatro del Mundo como trabajo destacado del año rubro música original por Cachafaz; Nominaciones a los premios: ACE por En tren de soñar, Trinidad Guevara por Negra leche del alba y Florencio Sánchez por Cachafaz, entre otros.

Entre sus trabajos destacados se encuentran: El principio de Arquímedes, de Joseph Miró con dirección de Corina Fiorillo, trabajo por el cual obtuvo el Premio ACE en el rubro: mejor música original; Cachafaz, de Copi con dirección de Tatiana Santana; Miembro del jurado, de Roberto Perinelli; Más frágil que el silencio, de Daniel Zaballa; Ciclo Teatro x la Justicia con Stella Matute y Celeste Gerez, dirigidas por Tatiana Santana; Juego tangueado, de Silvia Copello; En tren de soñar, de Eduardo Rovner, con Alejo Mango, Luis Gasloli y Violeta Zorrilla, dirigidos por Corina Fiorillo y El príncipe azul, un musical de cámara, dirigido por Rubén Cuello.

Asimismo, fue co-director/autor junto a Mecha Fernández y compositor de Amorcitos y director, autor y letrista de De Broadway a Corrientes, el show.



Mecha Fernández (Coreógrafa)

Comenzó sus estudios de danza con Rina Valver, Angélica Cañas, Ricardo Rivas y Norma Binaghi; ingresó luego al Taller de Danza Contemporánea del T.M.G. San Martín donde recibió los aportes pedagógicos de Renate Shotelius, Cristina Barnils, Mauricio Wainrot y A. M. Stekelman. Simultáneamente tomó clases de: jazz con Rubén Cuello y Mary Bettini y Composición coreográfica con Renate Shotelius, Ana Itelman y Oscar Araiz. Se perfeccionó en tango con Miguel Ángel Zotto y Rodolfo Dinzel y en rítmica musical con Alejandro Cervera y Rony Keselman. Estudió Teatro, con Franklin Caicedo, Víctor Mayol y Justo Gilbert y Dirección teatral con los maestros Juan Carlos Gené y Augusto Fernandes.

Entre las obras que participó como coreógrafa se encuentran: Titulares, de Bernardo Carey y dirección de José María Paolantonio, Cachafaz, de Copi, En tren de soñar, de Eduardo Rovner, La novia de Gardel, dirigida por Valeria Ambrosio y Miembro del jurado de Roberto Perinelli.

Se desempeñó como coreógrafa del Teatro La Galera dirigido por Héctor Presa.

Es Titular de la cátedra III y IV de Composición Coreográfica en Comedia Musical de la UNA, Universidad Nacional de las Artes.

No hay comentarios:

Publicar un comentario